Albert Kriemler de Akris rinde homenaje al maestro del color Alexander Girard con una colección presentada en el Palais de Tokyo de París

Junto con Charles y Ray Eames y George Nelson, el arquitecto y diseñador Alexander Girard fue uno de los representantes más influyentes del diseño americano de posguerra. Su pasión por los colores, patrones y texturas encontró su mayor expresión en el diseño textil, que fue una parte esencial de su obra.

Como responsable de la división textil en la Herman Miller Company, Girard creó numerosos patrones que reflejaban su amor por las formas geométricas y abstractas.

Sus tejidos para el acolchado son tan contemporáneos que, a día de hoy, muchos de ellos siguen vendiéndose. En sus largos viajes a lo largo y ancho de este mundo coleccionó telas que se convirtieron para él en una rica fuente de inspiración y creatividad.

Alexander Girard murió en 1993, seguido cinco años después por su esposa Susan, quien legó al Vitra Design Museum los fondos de su colección y el contenido del estudio de Girard (cientos de dibujos, prototipos y muestras textiles).

Inspiradas en su rica colección de arte popular, diseñadas y fabricadas en madera maciza de abeto pintadas a mano por el propio Alexander Girard en 1953 para su casa de Santa Fe (EE. UU.), las Wooden Dolls expresan distintos estados de ánimo, desde la alegría hasta el desconsuelo.

En parte objeto decorativo, en parte juguete, las Wooden Dolls añaden una nota simpática a cualquier interior. Todavía hoy, estas figuras de madera – basadas en los originales del legado de Girard que forma parte de los fondos del Vitra Design -, se fabrican y pintan a mano con infinito cuidado.

Pues bien, el diseñador Albert Kriemler de la marca de moda suiza Akris ha llegado a un acuerdo de colaboración con los responsables de Vitra Design para crear una colección para la primavera-verano 2018 inspirada en la obra polivalente y animada de Alexander Girard que se presentó la semana pasada en el Palais de Tokyo de París.

Por lo visto, Kriemler vio la exposición «Alexander Girard-A Designer’s Universe» en el Vitra Design Museum de Weil de Rhein. Y lo que vió le inspiró de inmediato. Tanto que nada más salir llamó a su amigo Rolf Fehlbaum. El caso es que esa idea de Girard que se empeñaba en hacer la vida diaria más agradable y hermosa, casa a la perfección con la visión que el diseñador tiene de la moda. Los métodos de organización y de trabajo del arquitecto estadounidienses también resultaron para el diseñador de lo más inspiracionales.

Para el diseñador de moda el traducir lo que le ha inspirado una muñeca de madera o una pintura al óleo en un traje de muselina o en un estampado realizado en neopreno sobre cuero para adornar un bolso ha resultado un ejercicio apasionante.

Pero lo que más le ha gustado a Kriemler es pensar que los objetos que los artistas crean puedan llegar a convertirse en mensajes entre personas que jamás se conocieron. En su opinión, Girard era el maestro del color y de su uso.

Si tenemos en cuenta que Akris es una marca de moda que fue fundada en 1922 en St.Gall (Suiza) y que Alexander Girard vivió muchos años en Santa Fe (Nuevo México), resulta sorprendente pensar cómo lo que ispiró a Girard y a Kriemler ha podido interactuar en una colección de moda cuyo resultado podréis ver a continuación.

Sitio oficial Vitra
sitio oficial Akris

3
1 Comentario
  • GG
    octubre 9, 2017

    Es verdad, que cosas más curiosas tiene la vida… pero la verdad es que la colección no puede se más alegre.
    Me encanta ese aire tan veraniego!

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *