Después de 17 años de unión, Stella McCartney se separa amistosamente de François-Henri Pinault y del grupo Kering

El Grupo Kering acaba de anunciar que ha llegado a un acuerdo con la diseñadora británica Stella McCartney para revenderle las acciones que en su día le compró de su marca homónima. De este modo, la diseñadora se convertirá en la única propietaria de la marca Stella McCartney Ltd.

En un comunicado de prensa emitido el jueves 29 de marzo, las dos partes anunciaron conjuntamente su decisión de poner fin a la empresa conjunta que las había unido durante casi diecisiete años.

Aunque los términos financieros de este divorcio empresarial no han sido desvelados, lo que está claro es la venta por parte de Kering del 50% de las acciones, y la adquisición por parte de Stella McCartney de ese mismo paquete de acciones antes del 31 de marzo de 2019.

Stella McCartney ha hecho unas declaraciones diciendo que había llegado el momento de retomar el control total de la compañía que lleva su nombre, pero que estaba muy agradecida a François-Henri Pinault, a su familia y a todos los empleados del Grupo Kering por todo lo que juntos habían construido durante los últimos diecisiete años. También añadió que esperaba con esta acción abrir un nuevo capítulo en su vida trabajando con su equipo en su recién readquirida marca.

Por su parte, François-Henri Pinault también ha dicho que había llegado el momento adecuado para que Stella diese el siguiente paso; y que Keríng es un grupo que da poder a las mentes creativas permitiendo que las ideas innovadoras se conviertan en realidad.

Graduada de Central Saint Martins en Londres, Stella McCartney fue directora artística de Chloé antes de lanzar en el 2001 su propio sello conjuntamente con el grupo Kering. Aclamada por la crítica y los fashionistas por sus creaciones femeninas y cómodas, la diseñadora ha conseguido hacerse un nombre como una de las marcas de lujo éticas y eco-responsables más importantes.

A post shared by KERING (@kering_official) on

Stella McCartney está comprometida con el medio ambiente, pero sobre todo con la causa animal: no utiliza cuero, piel o plumas para dar vida a sus colecciones, y prefiere materiales innovadores como el eco alter-nappa, el bioplástico o el nylon reciclado. Un enfoque sostenible del que se hace eco el Grupo Kering, que lleva varios años comprometido con una moda más responsable.

A pesar de su desunión, Kering y Stella McCartney continuarán trabajando juntos en lo relacionado con la moda sostenible. La diseñadora británica también seguirá siendo miembro de la junta directiva de la Fundación Kering, que lucha contra la violencia hacia las mujeres.

5

Aún no hay comentarios.

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *