El champán Clicquot Rosé celebra su 200 cumpleaños con una divertida cubitera

Con una visión audaz del color, del sabor y de los aromas, Madame Clicquot creó en 1818 la primera mezcla de champán rosado conocida; un auténtico acto de creatividad y de saber hacer. Así pues, en el 2018, el Rosé Veuve Clicquot celebra su bicentenario.

Al atreverse a mezclar su propio vino tinto con vinos blancos, Madame Clicquot abrió el camino, allá por el año 1818, a un nuevo método de elaboración del champán rosado.

El champán rosado combina una mezcla formada por unos 60 crus diferentes, que luego se tiñen con una preparación de bayas de saúco. Una cuvée basada en la mezcla del Veuve Clicquot Brut Carte Jaune con algunos vinos de reserva. Posteriormente se embotella y se guarda durante tres años en la bodega para que adquiera un color rosa con reflejos cobrizos.

Su saber hacer tradicional les permite crear desde hace 200 años cuvées de champán rosado tan precisas como intensas y elegantes. Para celebrar este bicentenario, los responsables de la marca han creado una tarta que en realidad es un cofre con la forma de varios botes de pintura que se pueden transformar en una cubitera, y que custodia una botella de este champán.

Este año se organizarán varios eventos para celebrar en todo el mundo esta innovación esencial en la historia del champán y la evolución de su saber hacer tradicional. Y rinde homenaje a la visionaria Dame Clicquot, que sigue siendo hoy en día un símbolo del champán y del espíritu empresarial femenino.

Sitio oficial Veuve Clicquot

6

Aún no hay comentarios.

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *