El primer baile de investidura de Donald Trump (de los 3 que se celebraron ayer) nos dejó la visión de espectaculares trajes

Si hay una prueba que ponga a ídem la resistencia del nuevo presidente de los Estados Unidos de América y de su familia es el día de su investidura.

A primera hora una misa, a continuación de la cual tiene que dirigirse acompañado por su mujer a visitar a los presidentes salientes que los esperan a la puerta de entrada de la Casa Blanca.

Juramento

Allí es cuando el nuevo presidente jura sobre una biblia – que suele sujetar su mujer – su nuevo cargo. A continuación, se escucha el himno de los Estados Unidos cantado por algún cantante muy mediático. En esta ocasión por la precoz y talentosa Jackie Evancho.

Después de las correspondientes fotos, el nuevo presidente y la First Lady acompañan de forma simbólica a sus antecesores hasta la escalerilla del Force One que se embarcan así hacia su nueva vida.

Ivanka y marido

Pero esto no es todo. La noche del día de la investidura se celebran tres bailes, tres. Para el primero de los cuales, Melania Trump se decantó por un Hervé Pierre Braillard, un diseñador que después de trabajar como Former Creative Director en Carolina Herrera durante 14 años, se independizó el pasado febrero cuando los responsables de Carolina Herrera encabezados por François Kress contrataron a Laura Kim, la otra mitad de Fernando García de Oscar de la Renta.

Myway

No es la primera vez que Hervé Pierre Braillard viste a una First Lady. Ya lo hizo para Hillary Clinton cuando trabajaba para Oscar de la Renta a finales de los 90, y también para Michelle Obama cuando estaba con Carolina Herrera.

Melania

El traje en cuestión era, como suele ser tradicional, un traje en un tono blanco roto muy orgánico y fluido. Confeccionado con seis capas de gasa, el modelo llevaba un escote Bardot e iba adornado con una estrecha cintita roja en la cintura, y con una atrevida raja que dejaba entrever las piernas de la primera dama cuando se deslizaba por la pista en brazos del nuevo y flamante 45 presidente de los Estados Unidos.

Donald Trump celebró la alegría de su investidura al ritmo de la canción My Way de Frank Sinastra. Toda una declaración de intenciones, ¿no os parece?

Ivanka

Por su parte, Ivanka – la hija de Donald Trump -, aprovechó las declaraciones que hizo Carolina Herrera quien aseguró que vestir a la primera dama de un país siempre es un honor para cualquier diseñador, y más aún si se trata de la First Lady de los Estados Unidos de América para encargarle un traje de baile que parecía extraído de un cuento de hadas.

Beso Ivanka

Un traje con amplio cuello en V y mangas largas en color champán confeccionado en una tela cuajada de brillos en degradé que refulgía debajo de los focos y de los flashes de los fotógrafos allí congregados para inmortalizar el momento.

Aunque Ivanka Trump se recogió el pelo en un elegante moño, Melania debió pensar que la noche está hecha para divertirse y se soltó la melena. Supongo que a su marido, Donald Trump, le gusta más así que cuando adquiere poses a lo Jackie Kennedy.

Baile

Lo bueno es que los hijos de Donald Trump, Melania y Donald Trump Junior son muy activos en las redes sociales, y gracias a sus cuentas de Instagram he podido pescar fotos inéditas como la de la jura de su padre.

7
3 Comentarios
  • María
    enero 21, 2017

    Gracias por las fotos sí! Precioso el vestido de Ivanka, lo he buscado por internet pero tan bien como en las fotos de tu post no lo he encontrado! 🙂

  • Gema revuelta de aniceto
    enero 22, 2017

    A mí casi me gusta más el
    Vestido da Melania, pero no hay cuerpo que lo aguante…
    A todo esto de las ex no se sabe nada nooo? De momento…

  • Alex
    enero 24, 2017

    Muy guapos todos, pero fíjate que me parecen un poco de plástico…

Responder a Gema revuelta de aniceto Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *