Karl Lagerfeld ha muerto hoy, 19 de febrero de 2019, a la edad de 85 años

El mundo de la moda está de luto. Uno de sus más ilustres representantes acaba de fallecer. Karl Lagerfeld ha muerto hoy, 19 de febrero de 2019, a la edad de 85 años en el Hospital Americano de Neuilly-sur-Seine después de haber ingresado muy grave anoche como consecuencia de un cáncer de páncreas.

El estado de salud del diseñador nos tenía a todos preocupadísimos desde su notable ausencia durante el último desfile de Chanel. La primera vez que el Kaiser de la moda se perdía un desfile desde que se hizo cargo de la dirección artística de Chanel en 1983.

De Gabrielle Chanel dijo que su trabajo no consistía en hacer lo que ella hacía, sino lo que podría haber hecho, ya que el estilo Chanel puede ser reinterpretado indefinidamente. Hombre de mente erudita e iluminada, libre en su creación y expresión, Karl Lagerfeld ha explorado muchos horizontes artísticos, incluyendo la fotografía y la realización de cortometrajes.

Quienes le conocían bien como el interiorista Vincent Darré han comentado que Karl Lagerfeld odiaba la soledad, y que organizaba su agenda de forma que no le quedase ni un minuto libre, aunque luego le encantase tener a todo el mundo esperando 4 horas. Darré también ha dicho que este personaje vestido de blanco y negro, con gafas de sol y que nunca sonreía, en realidad era una persona muy jovial a la que le encantaba contar chistes y reír.

La modelo Inès de la Fressange fue musa de Chanel durante los años 80 cuando Lagerfeld se convirtió en diseñador de la firma. Ella ha sido quien ha desvelado que el Káiser estaba terriblemente solo y que su salud era muy frágil. También contó que a sus amigos les hablaba de su miedo a las enfermedades, a los hospitales y a la muerte, por eso siempre había procurado mantener su mente y su agenda muy ocupadas. No le gustaba la gente que volvía constantemente al pasado, pero no soportaba la soledad.

Para Alain Wertheirmer, Director General de Chanel, «el genio artístico de Karl Lagerfeld, su generosidad y su excepcional intuición, que le dieron una ventaja, han contribuido en gran medida a la influencia de Chanel en el mundo. Más allá del gran creador lo considero un verdadero amigo y cómplice del que debo despedirme hoy».

Hace un año, y coincidiendo con los funerales de Johnny Hallyday, el diseñador hizo unas declaraciones en las que comentó cómo le gustaría que fuera su propio funeral, el polo opuesto a ese gran despliegue. El Káiser de la moda ha dejado escrito que le gustaría que le incinerasen, y que esparciesen sus cenizas junto con las de su madre y las de su gata Choupette (si esta muriese antes que él). Ya veremos si se respetan sus últimas voluntades. D.E.P.

33
2 Comentarios
  • Gg
    febrero 21, 2019

    Una persona especial, sin duda…
    Irrepetible.

    • admin
      febrero 21, 2019

      Debía ser insoportable: políticamente incorrecto, siempre hacía esperar. Quienes le conocían bien dicen que no se jubilaba porque estaba muy solo. Nadie le invitaba a sus casas. También dicen que nunca quiso tener una firma propia porque en la Alemania nazi en la que creció, solo los tenderos tenía el nombre puesto encima de sus tiendas. En cualquier caso, ¡todo un personaje!

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *