Kate Middleton apoya a la Action Addiction luciendo una creación de Casasola tan sexy como favorecedora

Anoche, la duquesa de Cambridge dejó al príncipe Guillermo al cuidado de los niños, y asistió ella sola a la primera cena de gala anual en reconocimiento de la Addiction Awareness Week.

Antes de que diese comienzo la cena, Kate se metió hasta las cocinas para hablar con la chef Skye Gngell y con Jay Otty y Melanie Bennett, integrantes de la ONG @ActionAddiction, quienes fueron los encargados de preparar la cena que degustaron todos los invitados al evento.

La mujer del duque de Cambridge no dudó en subirse a un púlpito para que todo el mundo la viese bien, e hizo unas declaraciones asegurando que lo más notable y meritorio de Action Addiction es que iba más allá de ayudar a los que sufrían en este largo y complejo viaje hacia la recuperación de sus adicciones; puesto que también prestaba apoyo directo a los niños y a las familias afectadas durante el tiempo que fuese necesario.

En su valiente discurso, Kate también denunció que, lamentablemente, para muchas personas que sufren adicción, la ayuda que necesitan simplemente no llega o si lo hace, en ocasiones llega cuando es demasiado tarde.

Para la ocasión, Kate optó por un favorecedor vestido de Barbara Casasola que ya estrenó en julio del 2016. Se trata de un vestido blanco confeccionado en jesey stretch a rayas con manga larga, que se le ajustaba al cuerpo como un guante, con un amplio cuello barco que le dejaba los hombros al aire. La duquesa de Cambridge lo combinó con unos salones glitter de Jimmy Choo y con una pochette de seda gris adornada con una gran abeja de Charlie. Los pendientes son dos aros cubiertos de topacios azules de la marca Kiki McDonoguh.

La mamá de George, Charlotte y Louis descendió del coche que la condujo hasta el restaurante londinense “Spring”, lugar donde tuvo lugar el evento, bajo la lluvia, dedicando una amplia sonrisa a los paparazzi allí congregados.

Ha quedado demostrado que cuando asiste sola a algunos de sus compromisos se atreve a ser un poquito más atrevida y sexy que cuando va acompañada por su marido o por otros miembros de la Familia Real, ¿no os parece?

19

Aún no hay comentarios.

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *