La honestidad y una singular impertinencia han conseguido que Rushemy Botter y Lisi Herrebrugh se conviertan en los nuevos diseñadores de Nina Ricci

Tras la salida de Guillaume Henry el pasado mes de marzo, y tras formalizar la llegada de Charlotte Tasset como directora general, la Maison Nina Ricci (Puig) acaba de anunciar el nombramiento del dúo de diseñadores holandeses Rushemy Botter y Lisi Herrebrugh para ocuparse de su dirección artística.

Una decisión inesperada que anuncia un auténtico giro creativo para esta firma.

Con sus respectivos 32 y 28 años, estos dos diseñadores fueron los ganadores del Grand Prix du Jury Première Vision del Festival de Hyères celebrado el pasado mes de mayo.

Ambos se graduaron por la Escuela Amfi de Ámsterdam y por la Academia de Amberes, y se ganaron el favor del jurado con una colección prêt-à-porter masculina inspirada en el guardarropa tradicional de los pescadores caribeños. Un auténtico manifiesta a favor de la protección del medio ambiente.

La visión y la estética decididamente audaz y comprometida de este par de diseñadores refrescará sin duda la imagen clásica de Nina Ricci.

Charlotte Tasset ha hecho unos declaraciones manifestando sentirse muy feliz por poder dar la bienvenida a Rushemy y a Lisi, ya que su universo creativo expresa una fuerza emocional, una honestidad y una impertinencia verdaderamente singulares, combinando con delicadeza una estética que dará luz a una nueva mujer Nina Ricci.

La primera colección de este original tándem se presentará en enero de 2019 y se corresponderá a la temporada otoño 2019.

19

Aún no hay comentarios.

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *