Los campsuites y los pijama party de La Fiesta de Julieta en el Gran Meliá Fénix

En la divertida aunque, en ocasiones, estresante tarea de organizar fiestas infantiles para los más pequeños de la casa a menudo solemos recurrir a blogs especializados desde donde nos indican los pasos a seguir para ahorrar, proporcionándonos recomendaciones a la hora de preparar las tartas, las mesas y los detalles decorativos.

Pero si estáis buscando otras opciones para entretener a vuestros hijos y a sus amiguitos existen guías que podréis seguir para que vuestras fiestas sean todo un éxito con propuestas como esta que hoy os traigo. Os explico: a los responsables de hotel Gran Meliá Fénix se les ha ocurrido poner a disposición de los niños que cumplen años o celebran fiestas sus salones y habitaciones.

Y para que todo salga perfecto se han asociado con la empresa “La fiesta de Julieta” especializada en originales eventos infantiles. Ellos se pondrán en contacto con los padres y se interesarán por los gustos y preferencias de los homenajeados para diseñar un ambiente único y personalizado para cada ocasión.

A mi la experiencia me ha demostrado que lo que más gusta son las fiestas temáticas. A los chicos les rechifla Spiderman, los coches de la película Cars, los Angry Birds, los piratas, los dinosaurios. A las niñas las princesas, las sirenitas, y Minie Mouse por lo que, a partir de la decoración de la tarta, podemos ir pensando en el resto de la decoración para que todo vaya conjuntado y tenga coherencia.

¿Os imagináis un cumpleaños o una comunión basados en un divertido taller de cocina, de repostería o de chuches con sus delantales, sus globos y todos tipo de herramientas personalizados?

Durante las fiestas infantiles, los niños suelen estar tan excitados y nerviosos, que cuesta horrores convencerles de que se sienten tranquilos para merendar o que jueguen sin empujarse. No es extraño que algunos padres prefieran confiar en la experiencia de animadores infantiles.

Los espacios de este hotel pueden transformarse para los más pequeños en lujosos campamentos llenos de magia y de glamour. Su cuidada decoración y su atmósfera de fantasía los trasladará a un maravilloso mundo de aventuras, mientras sus padres disfrutan de un cóctel en la habitación de al lado (ya se sabe: ¡juntos pero no revueltos!).

Lo mejor de todo es que si se alquila una suite, la fiesta puede incluso terminarse en una divertida pijama party que los niños recordarán con emoción toda su vida. Los #campsuite de este hotel han pensado en todo: cada invitado recibirá una llave nada más llegar que les permitirá acceder a una fiesta de ensueño con un desayuno de lujo con maravillosos capcakes.

9

Aún no hay comentarios.

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *