Los Fortuny, una historia de Familia

Hasta el próximo 24 de noviembre, y coincidiendo con la 58 Bienal de Arte, y con el 70 aniversario de la muerte de Mariano Fortuny y Madrazo, en el Palazzo Fortuny de Venecia se podrá visitar la muestra “I Fortuny. Una storia di familia” que pone en evidencia el contexto familiar en la formación artística de Mariano. Es la primera vez que padre e hijo exponen juntos.

Mariano Fortuny y Marsal (1838-1874) y Mariano Fortuny y Madrazo (1871-1949). El primero fue un pintor que murió en Roma con tan solo 36 años de edad. El segundo, hijo de Cecilia de Madrazo Garreta era pianista y coleccionista de tejidos. También fue diseñador y escenógrafo, y decidió vivir en Venecia dedicándose a la fabricación de textiles. Casado con otra artista, Henriette Negrin, ambos fundaron una importante empresa familiar. En esta exposición se podrán ver muchos objetos y cuadros pintados por el padre.

Esta exposición recoge dos grandes líneas de investigación: la práctica de la pintura, firmemente arraigada en la tradición europea de los antiguos maestros, y la pasión por el coleccionismo. Mariano Fortuny y Marsal cultivó su interés por las antigüedades rodeándose de telas antiguas, vidrio, cerámica, estatuas, muebles y alfombras con las que decoró su casa y su taller. Cecilia conservó fotografías, esbozos, estudios y telas pintadas por él. Todas estas piezas fueron conservadas en el Palazzo Martinengo, y luego en el Palazzo Pesaro Orfei, actual sede del Museo Fortuny de Vencia.

Después de la muerte del matrimonio muchas de las piezas que componían esta colección fueron vendidas o donadas a diversos museos europeos ubicados en Barcelona, Londres, Madrid y París. En la muestra se podrá ver de cerca una amplia selección de prendas de vestir, tejidos antiguos, escudos, puñales y armaduras pintadas; también acuarelas y diseños para escenografías, fotografías e instrumentos de trabajo.

Aunque la exposición está fundamentalmente centrada en el padre y en el hijo, también se puede ver los diseños textiles creados por Henriette. De ella fue la idea de crear una máquina capaz de plisar los tejidos. El diseño de esta marca fue registrado en 1909 en el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial.

Esta exposición pretende recomponer parcialmente la colección original, tan significativa no solo por su valor artístico y cultural, sino también por el valor familiar y emocional.

38
1 Comentario
  • Gg
    septiembre 23, 2019

    Debe ser impresionante…
    La vida de Fortuny padre fue corta pero muy intensa…
    me ha encantado el post!!!

Responde

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *